Servicios

La adopción de una estrategia Model Based Enterprise / Model Based Engineering, la definición y alcance que debe tener el Technical Data Package en cada caso, la elaboración de la Maqueta Digital de producto y la adaptación a los correspondientes estándares son todos ellos procesos complejos que obligan en muchos casos a una reorientación, no siempre sencilla, de los procedimientos de la empresa para adecuarse a los nuevos escenarios.

Definición del Technical Data Package

Tradicionalmente los planos de ingeniería han sido considerados como la fuente maestra en la definición de producto sin embargo hoy en día, con la utilización de herramientas CAD, el concepto de fuente maestra se basa en los modelos 3D.

La práctica totalidad de pequeñas y medianas empresas industriales utilizan herramientas CAD en distintas fases del proceso de diseño de producto pero solo unas pocas aprovechan la inversión hecha en la creación de modelos 3D para generar la documentación técnica asociada al producto.

Esta documentación no se limita solo a los aspectos más técnicos como son el manual de usuario, instrucciones de instalación, montaje y mantenimiento, despieces, listas de materiales (BOM) interactivas, etc. sino que también se utiliza ampliamente como material de marketing en catálogos, hojas de producto, etc. incluso para la preparación de ofertas.

Pero si los volúmenes de documentación a generar son grandes y se requiere producir en varios formatos (PDF, HTML5, EPUB, etc.) y en distintos idiomas tal vez sea el momento de adoptar una estrategia de contenidos estructurados.

Definición de la Maqueta Digital

El término Maqueta Digital describe la representación virtual de un producto que existe o existirá en el mundo real y representa el enlace entre el desarrollo digital y el mundo físico, pero delimitar hasta que punto debe llegar dicha representación dependerá de cada caso en concreto en función de la fase de ciclo de vida involucrada.

Habitualmente la información sobre distintos aspectos del producto se encuentra repartida en diferentes entornos con estructuras de datos y procedimientos de gestión incompatibles. En este escenario cómo se puede llegar a una descripción no redundante que contemple un modelo que consolide toda la información relativa al producto pero que al mismo tiempo facilite la generación de vistas específicas como por ejemplo la maqueta de diseño y desarrollo, la maqueta de producción o la maqueta de explotación.

Información para la fabricación de producto (PMI)

Para alcanzar la máxima funcionalidad posible el modelo 3D de la maqueta digital, aparte de la representación geométrica del producto, debe incluir también otro tipo de información (Product Manufacturing Information) que consiste en anotaciones asociadas a la geometría del modelo que especifican dimensiones y tolerancias así como otras características no geométricas como acabados superficiales, notas de proceso, tratamiento de materiales, símbolos de soldadura, etc.

Una maqueta digital que carezca de este tipo de información adicional limita en gran medida las posibilidades de automatizar el resto de etapas en el ciclo de vida del producto: fabricación (generación de programas CNC), inspección (programación máquinas CMM), montaje e instalación, etc. ¿ Es suficiente con la presentación gráfica de la PMI o se puede mejorar la eficiencia de los procesos añadiendo también la representación semántica de la PMI ?

Control de calidad

El intercambio de modelos CAD utilizando estándares como ISO 10303 (STEP), ISO 14306 JT no exime de llevar a cabo un riguroso proceso de control para asegurar la integridad y calidad de la información que se intercambia tanto dentro de la propia empresa como através de la cadena de suministro.

Tanto la geometría como la topología del modelo puede contener defectos producidos en la fase de diseño y/o en la conversión de un formato a otro; defectos que no son apreciables al examinar visualmente el modelo pero que surgen en la etapas siguientes como al analizar mediante elementos finitos, al fabricar el producto o en la inspección posterior a la fabricación.

Cómo agilizar el proceso de verificación mediante herramientas de validación geométrica del modelo que detecten y faciliten la corrección de los defectos antes de que se propaguen a las fases que siguen, evitando así incurrir en mayores costes.